It Bends: pop honesto y con el corazón en la manga

It Bends, productora y cantautora nacida en Australia y radicada en la Ciudad de México, ofrece una versión fresca y moderna de neosoul y electrónica en su segundo EP, Everything From Me


Redacción / Gunk


Una de las cosas bonitas de seguir a artistas emergentes es que puedes escuchar su evolución musical a lo largo de su carrera. Estás ahí con ellos mientras desarrollan su sonido y se definen como artistas. Este ha sido sin duda el caso de la cantautora/productora It Bends, quien recién lanzó su segundo EP titulado Everything From Me.



El EP de cinco pistas, compuesto por temas inéditos y sencillos anteriores, es una mezcla de neosoul y electrónica que logra entretejerse en una variedad de géneros creando un sonido que puede definirse como It Bends.


La canción de apertura, "You’re No Good", es una pista de tech house lista para la pista de baile, que se caracteriza por la voz pop de It Bends. Su sonido limpio contrasta una línea de bajo con un bombo en reversa. Que la cantante australiana también produzca su propia música hace que lo rítmico y melódico tengan el mismo peso que su voz.



El ritmo continúa en el segundo track, una rola hasta ahora inédita llamada "Denial". It Bends canta “¿you stupid?”, muy a su manera, sencilla y directa, dejando espacio para

que la línea de bajo melódico tome la delantera en el estribillo.



El estado de ánimo se oscurece considerablemente al llegar a la canción que da título al EP. Empapada de desdén y sintetizadores saturados, "Everything from Me" es un recuento crudo de las agotadoras turbulencias de una relación condenada al fracaso. Un coro que se desarrolla poco a poco mientras la canción avanza adquiere todo su esplendor con el doble tiempo de la línea vocal en la sección final. El gancho off beat traza a la perfección la frustración de la cantante por ese “couple of lousy fucks” que recibió a cambio de todo lo vertido en la relación.



El siguiente tema, "Baggies", cambia el aire con su fusión de neosoul y leves coqueteos rítmicos con el reguetón. La canción ligera y fresca apunta al estilo de vida alternativo de la compositora, lo cual ella abraza cantando “you’ve got babies, I’ve got baggies”.



Las vibras pop continúan con el tema de cierre, 'Loose Change', una canción minimalista en la que una vez más la línea de bajo toma el centro del escenario en el coro.



Lo que distingue a ‘Everything From Me’ es el ‘menos es más’ en la producción musical, sumado a letras honestas y directas. Hay una belleza en la transparencia de la

música de It Bends. Ella no se esconde detrás de paredes de sonido o efectos, sino lleva el corazón en la manga y revela todo, con crudeza, sencillez y un carácter único.